18 julio 2017

El carácter efímero del arte

Aun siendo dos exposiciones independientes, el Reina Sofía ha inaugurado simultáneamente las muestras de Eugenia Balcells y de Ana Prada, ambas insertas en el programa Proyecto, a través del cual tienen entrada en el Museo Nacional los trabajos de nuestros artistas más jóvenes. «Exposiciones como éstas, -declara José Guirao, director del Reina Sofía-, marcan una línea de apuesta que es necesaria para dar impulso al programa general del museo».

Balcells es uno de los más sólidos valores que tiene el medio audiovisual español. Cuatro piezas realizadas en 2017 y una concebida y producida para esta ocasión integran su exposición. 

En tránsito se titula la obra que sirve de ingreso a la muestra, un nombre que pone sobre aviso que toda ella es un itinerario sobre el que confluyen las ideas de percepción y experiencia, justificadas por la ambivalencia de los conceptos y los guiños producidos entre ellos.

Según una idea de participación mucho más anímica y emocional que física, Balcells ha creado un diálogo secuencial entre las obras, un recorrido que marca al espectador el camino desde lo puramente especular hasta el reconocimiento personal. En todo momento confronta lo íntimo con el mundo exterior, y añade una serie de connotaciones simbolistas capaces de crear el clima que hace posible el pasaje de lo orgánico a lo espiritual.

Para completar la revisión del trabajo de Eugenia Balcells se ha programado un ciclo de proyecciones que muestran la actividad multidisciplinar de la artista.

Ana Prada es una completa apuesta dentro de lo que debe ser el programa de un museo nacional. Su trabajo emplea los materiales más sencillos y aprovecha lo cotidiano para crear valores conceptuales. Las catorce obras que presenta reunen un catálogo objetual en el que figuran cubiertos o envases de plástico, grapas y bolas o sobres de papel objetos femeninos como los rulos del pelo o las medias, plastilina y silicona, y en general una serie de recursos que introducen un planteamiento de aleatoriedad y carácter efímero en el arte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario