17 diciembre 2009

El guardaespaldas.

¿Quién dijo que Marca no iba a darle la portada al Barça tras la semifinal del Mundial de Clubes?
Parece casi imposible tirar por la borda tres Ligas, dos Champions y un triplete histórico, pero Laporta puede conseguirlo. [...] Además, invita a sospechar que algunos de los éxitos deportivos del Barça han llegado a pesar de su presidente. ¿Dónde estaría hoy el club si hubiera logrado, como parece que era su intención, cargarse a Rijkaard a las primeras de cambio? Pero lo más vergonzoso es la utilización que ha hecho de la institución en su beneficio. Lo de los micrófonos fue grave, pero la explicación es propia de El Padrino. Igual que la llamada pidiendo la cabeza del director de Mundo Deportivo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario